86e9e94c-1463-4937-a957-b8d37c280008

En 12 días se debe entregar las obras del Túnel del Segundo Centenario y en el Quindío hay incertidumbre por la decisión que tomará el gobierno nacional con Carlos Collins, su constructor, ya que pidió plazo para concluir las obras y aún no hay respuesta. 

Por: Nelson Murillo E. 

A la expectativa del informe que rinda el Instituto Nacional de Vías, Invías, sobre el túnel del Segundo Centenario o de La Línea están las autoridades departamentales del Quindío. El último informe oficial sobre este tema fue por parte del ministro de Transporte, Jorge Eduardo Rojas, en la que fue enfático en decir que no había cambios con respecto a la fecha de entrega: “La fecha de entrega no se mueve. El 2018 estaremos abriendo el túnel de La Línea como sea con este contratista estamos estudiando si darle los tres meses o los 75 días de ampliación del plazo solo si cumple las condiciones, pero no me puedo adelantar hasta que el director de Invías no nos de la evaluación final que será muy pronto”. Sin embargo, ha pasado una semana de este anuncio y nada.

¿Qué dice la veeduría? 

Uriel Orjuela Ospina, presidente de la Veeduría Técnica de las obras del Túnel de La Línea en el Quindío, dice que es mejor dar tiempo a Collins que buscar otro contratista.

“Nosotros como veeduría le hemos planteado al Gobierno Nacional que tome la decisión que más le convenga al país y que garantice que en el segundo semestre del 2018 estemos pasando por ese túnel.

Lo que no puede darse el lujo el país ni la región es que se tome una decisión equivocada que nos prorrogue un tiempo más la famosa entrega del túnel. Teniendo en cuenta que detrás del contratista que actualmente está adelantando las obras viene otro contratista que tiene como objetivo colocar todas las instalaciones electromecánicas”.

Dichos equipos electromecánicos son de iluminación, ventilación, señalización y seguridad en esta vía que está proyectada para entregar en el segundo semestre de 2018.

¿Y en materia ambiental?

La Defensoría del Pueblo en el Quindío adelanta un estricto seguimiento ambiental a las obras del túnel del segundo centenario por los efectos en las aguas de las que se abastecen cerca de 81 mil familias que viven cerca a este mega proyecto vial.

La defensora del Pueblo en el Quindío, Piedad Correal, confirmó que se han realizado más de 18 reuniones durante el 2016 para supervisar que los efectos de la construcción del Túnel del Segundo Centenario en las quebradas que surten acueductos veredales y del municipio de Calarcá sean corregidos. La funcionaria corroboró que debido al seguimiento de la Defensoría se ha cumplido con la realización de varias obras necesarias para el bienestar de las miles de familias que viven cerca del Túnel.

La defensora del Pueblo ratificó que no se conoce sí hay cambios en el constructor, pero que a pesar de ello se mantendrán los seguimientos ambientales a estos trabajo.

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.