Sistema de salud cada vez más en declive

10849365_10152543890005197_1971788880_oNumerosas inconsistencias y afectaciones para los usuarios

Por Andrés F. Zapata

Como siempre y como cosa rara, el tema de la salud en nuestro departamento no deja de sorprendernos, ni de darnos motivos para hablar y para manifestarle a la ciudadanía lo que sucede en algunos centros de salud, siempre con la idea de que estas peticiones, que no son solo nuestras sino de los cientos de afectados, tengan acogida dentro de las entidades o personas responsables que pueden hacer que casos como el siguiente puedan tener algún día una solución definitiva y efectiva.

Para nadie es un secreto y por el contrario ya se ha mencionado en reiteradas ocasiones en los distintos medios del departamento, el tema de los malos servicios en las diferentes empresas prestadoras de salud. Aunque es un problema que aqueja a todo el país, nosotros desde nuestro departamento y nuestra ciudad de Armenia, pretendemos siempre hablar de lo que nos corresponde y nos afecta directamente.

Cuando por motivos personales hemos tenido que visitar alguno de estos centros, ya sea para un chequeo médico o acompañar a algún familiar a una cita médica, son numerosos los problemas de los cuales nos damos cuenta, bien porque nos percatamos de lo que sucede o porque alguien llega contando y quejándose de lo que le sucedió.

En definitiva no hay visita al médico, en donde no se escuchen quejas y reclamos, y en donde como usuarios, salgamos tranquilos y con la convicción de que en todo sentido fuimos bien atendidos. Por el contrario, cada vez más, la percepción de los ciudadanos en cuanto a las entidades prestadoras del servicio de la salud en el Quindío es más pésima, más desvalorizada y más criticada por los tantos problemas que por más que la gente se queje, parecieran no ser atendidos ni solucionados.

Las situaciones de las que más se quejan los usuarios 

Mucho se ha dicho a modo de burla o descontento, que lo peor que le puede pasar a uno en Armenia es enfermarse o más bien tener una urgencia médica, ya que precisamente el tema de urgencias es nefasto. El permanente y escaso personal médico en estas instalaciones es lo que causa que los usuarios se agolpen en las salas de espera, quienes sin importar sus dolencias no pueden hacer otra cosa, sino esperar a que se dignen en atender sus requerimientos para subsanar sus dolencias.

Otra situación incómoda tiene que ver con las infraestructuras de los edificios o lugares donde residen estas entidades, o con los implementos necesarios para la comodidad de los usuarios como sillas y camillas.

Por la parte de la parte estructural se puede decir que son varias falencias: techos rotos por donde se filtra el agua y se emparaman las salas de espera cada vez que llueve, espacios reducidos e incomodos para reclamar los medicamentos, techos que protejan del sol y el agua a los usuarios que van a pedir citas o medicamentos, salas de espera nulas y mínimas para la creciente de usuarios que se registran casi que a diario.

La déspota y petulante actitud de algunos médicos es inaceptable para con los usuarios, que ya en reiteradas ocasiones se han quejado de los malos tratos que han recibido por parte de unos cuantos galenos que llegan a atender de malgenio o se exaltan con cualquier inquietud o ante la preocupación de los pacientes.

De la mano con el tema de los galenos, se puede decir también que la falta de especialistas es una situación que perjudica mucho estos sistemas de salud, ya que aparte de que las citas con médicos generales son bien demoradas, vaya uno como paciente a necesitar con extrema urgencia a un médico especialista en alguna área. Mejor dicho, primero se termina de enfermar más grave o incluso algo peor, que aparecer ese médico “salvador” que pueda resolver la situación.

La salud que es un derecho tan fundamental, está siendo vulnerada, grave situación.

Author: Eje Noticias Periódico

Share This Post On

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *