15205602_10154240001073635_1223643176_o

En la Finca El Agrado en Pueblo Tapao se realizó el evento “Conversemos con el gerente”. En esta actividad de los caficultores, el gerente de la Federación Nacional de Cafeteros, Roberto Vélez Vallejo, se reunió con los miembros de los Comités departamentales para tratar diferentes temas, analizarlos y proponen soluciones. Con este ejercicio se busca generar la agenda que tendrá el próximo congreso cafetero que se realizará entre el 30 de noviembre y el 1 de diciembre.  

Durante el evento, el directivo nacional de los cafeteros trató varios temas: 

Precio del Café 

“Los astros están alineados porque hemos tenido para este segundo semestre una producción abundante. Vamos a producir en este segundo semestre un poco más de 7 millones de sacos. Tenemos una producción muy sana en términos de infestación de broca, una excelente calidad, un precio del dólar que los hemos visto por los lados de los $3100 y un precio internacional que ha estado entre U$1,50 y U$1,70 dando como resultante una precio por carga de café cercano o por encima del millón de pesos. Ese es un precio que le deja al caficultor unos buenos ingresos.

El año cafetero parece un partido de fútbol

“No se nos puede olvidar, (…) tuvimos un primer semestre muy flojo, muy malo con unas pérdidas enormes de cuenta del fenómeno del niño y un segundo semestre mejor. Es como un partido de dos tiempos, un partido en el que íbamos perdiendo 1-0 y un segundo tiempo en donde, con buena suerte podemos quedar 2-1”.

Buenos precios, el caficultor los tiene que aprovechar

“En algunas zonas como el Sur, en algunas partes de Antioquia, partes del Eje cafetero sí ha habido café y salió cuando los precios estaban por encima del millón de pesos.

Nos complace que parte de la caficultura haya recibido parte de sus recursos.

Ya es del resorte del cafetero manejar estos excedentes y poder invertir en lo que es suyo: la finca cafetera, en ponerse al día con las deudas, en hacer renovación y en trabajarle al cultivo para tenerlo en óptimas condiciones”.

Comparación producción Brazil – Colombia 

“En Brasil se producen 28 sacos por hectárea; en Colombia, 18 sacos. Yo creo que podemos subir a 21 ó 22 sacos con un esfuerzo importante sobre todo por el lado de las pequeñas fincas cafeteras. El caficultor pequeño todavía le cuesta tener las densidades y tener los cafetales en las condiciones para poder tenerlos más productivos, pero en eso vamos a concentrar los esfuerzos”.

Clima para 2017

“Hasta el momento lo que ven los meteorólogos internacionales es que vamos a tener un clima normal para el 2017. Me complace muchísimo porque nos puede dar una caficultura el próximo año con una producción mayor. Si bien, vamos a cerrar este año entre 14,2 -14,5 se nos olvida que se nos perdieron casi 500 mil sacos de cuenta del fenómeno del niño. Ese café nunca llegó, nunca maduró, ese café se quedó en pequeñas ‘chirillas’ de café. Sí el clima nos acompaña, como nos debe acompañar, podemos tener una producción en 2017 que supere la de este año”.

Postconflicto

“Estamos haciendo un primer cruce de base de datos entre la unidad de víctimas y el Cica que tiene los caficultores para tocarle la puerta a todo caficultor que pueda ser beneficiario de apoyo del gobierno por ser víctima del conflicto para que pueda acercarse y reclamar lo que le corresponde”.

Proyección 2017

“Las condiciones en términos internacionales y en términos de taza de cambio nos pueden dar un precio de café que puede oscilar entre 750 mil y un millón de pesos la carga de café y una producción que, ojalá, pueda estar por encima por los 14,5 millones de sacos”.

Quindío baja, pero trabaja en calidad

“Quindío ha venido bajando en el nivel de producción de cuenta de que la gente se ha movido hacia otras actividades, pero ha sido el Comité de Cafeteros del Quindío muy acucioso y muy líder y visionario en el trabajo de cafés especiales, de cafés de mejores características, de cafés que tiene un mejor tratamiento y mejores precios internacionales. Nosotros no tenemos cifras por departamento de cuánto le aportan a las exportaciones de cafés especiales, pero lo que sí tengo es muy claro es el trabajo que está haciendo el cafetero quindiano para moverse cada vez más hacia cafés distinguidos por mejor calidad”.

Reforma tributaria 

“Nos pega sí hay un aumento de costo de vida, si se le pone IVA al café, si le se cobran impuestos mayores al producir café, ahí estamos mirando eso con el ministerio de Hacienda. Estamos haciendo un trabajo para ver si logramos llegar a un costo presuntivo de la carga de café para poderlo deducir de los impuestos y de la producción misma y ser más transparentes en ingresos y costos”.

Centro de catación en El Agrado 

“El Centro de catación de El Agrado tuvo un aporte de 200 millones de pesos para hacer un gran laboratorio de calidad donde se exploren las pruebas de tasa de todos los cafeteros del Quindío. Pero también, mi visión es que ojalá podamos convertir El Agrado y su laboratorio de calidades en un objeto turístico en donde vengan todas esas personas que pasan por esta zona cafetera a degustar los mejores cafés de Colombia”.

Cambio en el consumo de café

“El 2016 puede marcar un cambio en la tendencia del negocio del café. Un negocio que no era rentable, que estaba por fuera de las expectativas de la gente hacia el futuro, vuelve y retoma sus bríos, vuelve la gente a ver el café como una opción de vida, como una opción de negocio que puede ser muy buen negocio al futuro y efectivamente así va a hacer”.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.