El rector que se quería

img74417

Con más de 18 años como miembro de la comunidad universitaria  en condición de estudiante, docente, y posteriormente decano de la Facultad de Ingeniería, José Fernando Echeverry Murillo fue ungido ayer como nuevo rector de la Universidad del Quindío por amplia mayoría.

La votación a su favor, refleja la fuerza que alcanzó el ingeniero de sistemas para conseguir los ocho votos que finalmente le permiten acceder al primer cargo del principal centro superior del Quindío, convertido en la última administración, en un despacho de privilegios para muy pocos por la cerrada labor que cumple, y que por fortuna termina para el señor Londoño.

Muy por encima de la horda de sátiras, inventos maquiavélicos, acciones premeditadas, opiniones sesgadas de los opositores, José Fernando gana las elecciones y su designación como rector en franca lid, con absoluta transparencia y ajeno a intervenciones políticas por el carácter de total imparcialidad y seriedad que se dio en el debate. Quienes pretendieron sembrar la duda, quedaron con los crespos hechos, pues finalmente Echeverry se impuso limpiamente ante una gran rival como lo fue la doctora Patricia Landázuri.

El ingeniero Echeverry como se ha dicho, es un influyente hombre al interior de la universidad, totalmente compaginado con los estudiantes, docentes y sector administrativo, conoce como muy pocos el desarrollo y pulso de su universidad,  enfrentando y saliendo avante en diversos retos al interior del Alma Mater, por lo tanto no es un extraño, un desconocido, una persona ajena al funcionamiento universitario.

Si se quería una persona de absoluta transparencia y responsabilidad en la universidad, pues esa persona es la que regirá sus destinos durante los próximos cuatro años.

En su presentación como aspirante a la rectoría, José Fernando Echeverry siempre habló en su plataforma de una Universidad Pertinente, Creativa, Integradora en todos los sentidos, entendiendo que para el presente año se tendrán grandes compromisos no solo a nivel de Ministerio, sino a través de la consecución de recursos que puedan fortalecer cada uno de los proyectos que están y estarán en marcha durante su administración, que tenemos la seguridad será incluyente no excluyente como sucedió con la administración que termina.

Por fortuna para la Universidad del Quindío llega un rector lleno de cualidades, que esperamos no se vaya a desmoronar como casi siempre sucede en estos casos. Tenemos la total certeza que en el caso de Echeverry Murillo eso no sucederá, pues su gestión al interior del claustro académico así lo ha demostrado, un hombre de palabra y rectitud en sus actividades. La Universidad del Quindío  tiene el rector que se quería.

La dirección

Author: Eje Noticias Periódico

Share This Post On

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *