ep001202978

Este fin de semana será crucial para el Deportes Quindío en su intención de regresar a la primera división del fútbol colombiano.

Por: Cristian Marín Zuluaga

El cuadro de Armenia, recibe a un Real Cartagena que a esta altura del campeonato se convierte en juez para sentenciar el futuro del equipo cafetero, tras la pobre campaña elaborada en los cuadrangulares finales, donde sólo suma  dos puntos, producto de empates ante Quindío y el Universitario de Popayán.

Al equipo dirigido por ‘cheché’ Hernández solo le favorece un triunfo en casa para dejar el todo en la última fecha, jornada donde Quindío deberá visitar al América en el Pascual.

El juego de este fin de semana en el Ciro López también puede ser clave para el milagroso. Un empate o triunfo de Popayán le abren las opciones a la escuadra cafetera de volver asumir las riendas del grupo B, condicionando el ascenso a lo que suceda en Cali la entrante semana.

Quindío con la paridad ante Universitario, nubló sus probabilidades de regresar, ahora América recuperó el terreno perdido y sólo depende de su rendimiento para subir. Situación distinta al elenco cuyabro que debe esperar un resultado en el Ciro más una victoria en casa frente al Real Cartagena.

El técnico cafetero por ahora guarda silencio. De aquél discurso desafiante y agresivo cuando se superó al América hoy solo queda angustia y suspenso, ya que seguramente los hinchas que según él lo han «maltratado» volverán al jardín del fútbol a seguir exigiendo. A ‘cheché’ se le fueron las luces, se desprendió de la humildad y ensilló las bestias antes de tenerlas. Profe, calma, mesura el camino era largo y Quindío no fue ni será el favorito para el ascenso, por encima está América y solo un milagro le concederá el retorno al milagroso a su hábitat natural.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.