AP-Artes Culturales

La realidad cultural

FOTO 4

Por Alber Deylan/

Llegó el momento decisivo de saber quiénes serán los alcaldes y  la o el gobernador del Quindío.

A nivel departamental y en materia cultural, se encuentran con un departamento desarticulado, empezando por las Casas de Cultura de los municipios. Estas perdieron su horizonte y son escasas las que se salvan de esta hecatombe, se rescata el trabajo permanente y continuo de Circasia, Quimbaya, Montenegro y pare de contar. En la mayoría de los municipios no han existido procesos y quienes llegan allí, por orden del mandatario de turno, deben cumplir con otras obligaciones como deporte, acción comunal y una serie de cargos que no permite la concentración ni en lo uno ni en lo otro.

Otro hecho es que en municipios como Pijao, en un mandato, han pasado cinco directores de Casa de Cultura; hecho que se repite en otras municipalidades, lo cual no permite un horizonte claro en implementación de programa y proyectos. Hablando de proyectos, son los municipios cordilleranos, los más tenues en este aspecto  y desde el programa Nacional de Concertación del Ministerio de Cultura,  son pocos los que pasan para la adjudicación de recursos.

Esta desarticulación ha conllevado a que prácticamente desaparezca la Asociación de Casas de Cultura del Quindío, una organización que hasta hace pocos años era una de las más organizadas y era ejemplo nacional. Este año hicieron convocaron a varias reuniones y después de intentos fallidos, sólo se reunieron dos directores; no tomando ninguna determinación. ¿Causas? Las expuestas anteriormente; como cambian permanentemente directores, entonces los nuevos no sabían de qué estaban hablando.

Obviamente, esto es una breve y superficial mirada en los municipios, porque si hablamos de la oficina de cultura departamental, el panorama es igual; hasta la fecha van cinco directores y en la actualidad no se sabe quién es el secretario: Empezó con Julio Ernesto Ospina, luego Ramiro Orozco Duque, más tarde Luis Fernando Ramírez, de nuevo Ramiro Orozco, hasta la señora Gloria Gutiérrez, secretaria Privada estuvo por allí, a los pocos días la señora gobernadora Sandra Paola Hurtado no sabían a quién entregarle este puesto y a estas altura, después del domingo 25 de octubre, no sería nada raro que volviera el señor Orozco Duque.

Señores y señoras que sean elegidos el próximo domingo. La cultura hay que mirarla desde otro ángulo, no a como dicen los medios masivos de comunicación; como un entretenimiento o chismes de farándula. No hay que nombrar directores de Casa de Cultura para que organice las fiestas de su municipio. No.. la cultura debe ser punto de desarrollo y equilibrio entre lo intelectual, lo educativo, en donde la investigación propenda por el rescate de lo local. L cultura debe mirarse más allá de un acto cultural.

Lo anterior, sólo se logra con personas comprometidas con el tema, para fortuna nuestra, en el Quindío existen personalidades con una investigación y un conocimiento permanente sobre lo cultural; que podrían darle un horizonte al departamento, más ahora que se avecina el cincuentenario, de lo cual, hasta la fecha no se ha dicho nada. Existen investigadores, intelectuales, con una apropiación sobre lo cultural, que si bien, no aportan votos, están dispuestas a aportar todo su conocimiento con proyectos y trabajo investigativo en pro del departamento. Esta debería ser la tarea de quienes sean elegidos el próximo domingo. Todos los candidatos sin excepción alguna han venido pregonando todo este tiempo que ahora si llegó el cambio, es hora que lo demuestren.

Author: Eje Noticias Periódico

Share This Post On

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *