sin-titulo-1

El «agarrón» de las tripulaciones de ambulancias saltó a la palestra pública.   

La guerra del centavo entre las empresas de ambulancias en Armenia es un polvorín a fuego lento que está a punto de estallar.

Por: Nelson Murillo E.

Las agresiones entre las tripulaciones de las ambulancias por llegar al lugar de las emergencias, recoger a los heridos y luego cobrar el seguro obligatorio contra accidentes de tránsito, Soat, está generando un ambiente de tensión al que las soluciones vienen despacio.

En un vídeo conocido a través de las redes sociales de Eje Noticias, se pudo observar la disputa de dos ambulancias por atender un paciente. La lucha por atender el caso, casi termina, supuestamente, con lesionados con elementos de carga eléctrica. Sin embargo, este hecho es la punta del iceberg de tensiones entre las personas dedicadas a salvar las vidas a bordo de una ambulancia. En otro de los casos conocidos por Eje Noticias, en vídeo, la tripulación de una ambulancia dejó de atender a los lesionados de un accidente de tránsito, por arreglar a puñetazos quién transportaba a los pacientes.

En Medicina Legal, también se pudo evidenciar a otra de las víctimas de estos casos. Un conductor que recibió golpes en la cara, a pesar de tener gafas, “aruñetazos” en el cuello y amenazas de muerte por hacer su trabajo.

¿Soluciones?   

Las autoridades de la salud y en atención de desastres son conscientes de la necesidad de regular el servicio de ambulancias para evitar esta situación.

El secretario de Salud de Armenia, Fernando Vivas Grisales, indica que “este problema lo hemos tenido en el año, hay intereses particulares que generan el problema”; incluso reconoce que ya la Procuraduría tomó medidas de advertencia y “nosotros como autoridades articuladas con la secretaria de salud departamental ya tenemos muy avanzado el proyecto de la financiación y estabilización y creación nuevamente del Centro Regulador de Urgencias y Respuesta de Emergencias, Crure, que puede y debe funcionar en el municipio”.

El funcionario explicó que para el eficaz funcionamiento del Crure, “los operadores del servicio se deben regular acogiéndose a una «inscripción» y la regulación se va a hacer vía GPS, georeferenciada, organizada y equilibrada”.

La otra opción de organización que proponen las autoridades es a través de  la realización de un foro: “en la que los prestadores vamos a revisar temas legales, de mercadeo, de Cámara de Comercio, de aspectos éticos y capacidad técnica instalada en términos de habilitación”. Los ciudadanos conservan la expectativa sobre este importante tema que pasa por la prestación de servicios de calidad a los usuarios de la salud.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.