Y nos seguimos matando

2db5f428e08ae0806a52ea9c99ed666e_LPor Andrés F. Zapata

Muy lamentable la situación de violencia que se presenta alrededor de un partido de futbol, o más bien, alrededor de un equipo de fútbol, en donde el fanatismo, el vandalismo, el irrespeto y la intolerancia son determinantes cuando de agredir a otro se trata.

No más esta semana se registró un nuevo hecho en donde la muerte de un hincha del Deportes Quindío, enlutó a una nueva familia en la ciudad de Armenia, donde en hechos que aún son materia de investigación, se presume que un individuo de 43 años le propinó dos disparos al joven conocido como pekeka en el pecho, tal parece por peleas resumidas en el “fanatismo” por diferentes equipos de fútbol.

Es una lástima que nos estemos matando por temas como este, mejor dicho, que pena que nos estemos matando unos a otros, perdiendo completamente el sentido de la vida, del respeto por la vida ajena, del repudio o incluso miedo de ver herida a otra persona. Lástima que una camiseta de fútbol sea la fachada o el uniforme perfecto para ocultar a bandidos y asesinos que a toda costa están siempre buscando hacer daño a los demás.

Casos como este se presentan semanalmente, y las riñas callejeras por este motivo son diarias, no solo en Armenia, sino en todo el departamento, en donde el vestir con los colores contrarios al del otro, es motivo más que suficiente para hacer daño o incluso matar.

Fatídico ver a los niños y jóvenes en estas, alejados de sus estudios, de la buena educación, de la familia y de los buenos principios, y por el contrario sumidos en el vicio, en la desocupación y vagancia, en el oportunismo y en la delincuencia, convirtiéndose en máquinas andantes de hacer daño.

Anoche se jugaba el Deportes Quindío la posibilidad de estar un paso más cerca de ascender nuevamente a primera división, y al cierre de esta edición todo transcurría sin ningún altercado en las inmediaciones del estadio. Esto, porque la policía dispuso de más de 413 uniformados para controlar a algunos que quieran dárselas de muy vándalos, y porque sencillamente el equipo al que enfrentaban no es uno de los grandes con hinchadas numerosas.

Esperemos no tener que reportarles nuevas estadísticas con saldos negativos para nuestra próxima edición.

Author: Eje Noticias Periódico

Share This Post On

Submit a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *