Deuda sin saldar (I)

2017-05-02-12.36.49-600x350

Los hechos relacionados con la muerte del prestamista Arbey Muñoz y de su clienta Beatriz Henao, dado a conocer en www.periodismoinvestigativo.com, fueron repudiados por los quindianos, generando muchos interrogantes, pues el caso encierra diversos delitos y cada uno de sus protagonistas es víctima y victimario a la vez.  En esta entrega hablaremos de los hechos; en la segunda parte trataremos dos temas: el fenómeno de la usura y el sicariato en el Quindío.

Sala de redacción

La misión del periodista es la de investigar, auscultar, consultar y plasmar la información confrontando la verdad de los hechos sin divagaciones y dudas.

Para el reportero independiente Luis Eduardo Rendón Monroy esa labor es cotidiana. Día a día consulta en el Palacio de Justicia y los distintos entes de investigación protagonistas en la región el transcurrir judicial.

Precisamente en sus labores observó que en una de las salas de audiencias del Palacio de Justicia de Armenia se adelantaba un escandaloso proceso por doble homicidio en el cual aparecían imputadas varias personas vinculadas al diario local.

Del caso, ocurrido en el mes de septiembre del 2016 y el cual estaba oculto bajo un manto de sigilo y absoluto silencio, ningún periodista sabía nada. Sin embargo, tras la publicación de Rendón el mismo adquirió altos ribetes, pues en su escrito quitó aquel manto y contó la verdad como ningún medio lo hizo el 10 de septiembre de 2016, cuando fue asesinado el prestamista, y el 18 de marzo de 2017, cuando le quitaron la vida a la funcionaria del diario, supuestamente quien que organizó el homicidio.

EJE NOTICIAS PERIÓDICO aborda el tema con respeto, teniendo en cuenta que el diario local es una empresa fuerte, sólida y tradición en el departamento y que ni sus propietarios, directivos y funcionarios tienen que ver con la trama montada por algunos de sus empleados.

Mary Luz Camacho Torrente, de 36 años de edad, natural de Pijao, Quindío, que se desempeña actualmente en el departamento de ventas de pauta, y Jenny Marcela Moreno Vargas, de 28 años de edad, natural de Armenia y que labora en la división de suscripciones, son las imputadas por la Fiscalía.

Aquel el 10 de septiembre

2017-05-02-11.11.13-300x174

El sonido de los disparos con los que dieron muerte al prestamista Arbey Muñoz Bernal despertó a los habitantes del barrio La Cecilia al sur de la ciudad la mañana del 10 de septiembre del año 2016.

Los vecinos lo recuerdan con claridad: retumbaron cuando el reloj marcaba las 7:05 de la mañana, pero lo que no imaginaron es que ocho meses después los continuaría maltratando con su eco macabro.

Dicen que parece una saeta que destruye lo que se atraviesa en su paso.  El Renault Symbol del gota a gota llegó a la hora acordada a ese “barrio de mierda”, forma en que el sicario Héctor Bryan Arcila Solarte, alias Niño Lindo, se refirió al sector en las conversaciones a través de whatsapp con la vendedora de suscripciones Beatriz Eugenia Henao León para concretar el asesinato.

Ella tenía el agua hasta el cuello, pues no hallaba forma de pagar la deuda de 600 mil pesos a su acreedor. Habló de que se sentía amenazada y les dijo a algunas de sus personas cercanas que estaba cansada de tanto acoso, pero lo que no les contó es que aprovechando las pretensiones sexuales del usurero una idea oscura emergió del infierno.

Pensó en matarlo y una cita secreta sería la trampa perfecta. Se verían cerca a la zona motelera ubicada en la vía que de Armenia conduce a Montenegro y allí saldaría su cuenta. Pero cuan equivocada estaba.

Pese a que la planeación del crimen fue milimétrica, al final el castillo de tranquilidad que creyó que estaba construyendo se derrumbó. Cuando ella se encontró con Arbey en el carro, el sicario llegó, disparó y le robó una libreta de apuntes, donde estaba la lista de sus deudores, y su celular; pero la estrategia falló: el pistolero no regresó para recogerla y ella tuvo que huir hacia Mercar, donde personal de la Policía Nacional la requirió.

Autoridades logran resultados

Las cámaras la delataron y al examinar su celular, el personal técnico del CTI de la Fiscalía General de la Nación recuperó las conversaciones que habían sido eliminadas, desvelando detalles de la empresa criminal.

Allí salió a relucir el nombre de Héctor Bryan Arcila y el de una persona más: la ejecutiva de ventas de publicidad Mary Luz Camacho Torrente, hoy imputada por el cargo de homicidio agravado en concurso con porte ilegal de armas.

Ambas trabajaban en La Crónica del Quindío, medio de comunicación escrito. Tras el hecho, los investigadores llegaron a las instalaciones del periódico para dar las noticias, pusieron al tanto de la situación a la gerente e iniciaron el proceso de recolección de información.

2017-05-02-11.07.59-269x300

El último trimestre de 2016 fue de pesquisas y el medio optó por guardar silencio sobre el caso. Beatriz Eugenia Henao, incursa en el proceso penal, temía que le pasara algo, según se lo hizo saber a algunos de sus amigos, a quienes les manifestó que sentía que la muerte le seguía los pasos.

El 18 de marzo de 2017, seis meses después del asesinado de Arbey, fue acribillada en el barrio La Adiela. Para esa época, el gatillero Héctor Bryan Arcila Solarte estaba en la cárcel por otros procesos, y las autoridades aún no dan con los verdugos de la mujer.

Mary Luz Camacho Torrente, que según la esposa del prestamista le debía 15 millones de pesos y que continúa en el diario, también teme por su vida. Entre el 1 de septiembre y el día previo al homicidio, por whatsapp sostuvo conversaciones con Henao León que la implicarían en el crimen, pero hoy defiende su inocencia.

Como amigas, hablaron de su preocupación por las deudas y de la necesidad de darles fin a todas después de saldar con sangre las que tenían con Muñoz Bernal, mientras que la hoy occisa hacía referencia a su romance con Niño Lindo y el compromiso de no quedar mal y pagarle el dinero por el asesinato.

Para ambas, según lo dieron a conocer las autoridades en las conversaciones escritas extractadas del whatsapp, el prestamista tenía ganado el infierno por los intereses que cobraba. Estos eran del 20% mensual, superando el 2,46%, tasa legal en Colombia.

Toda la información la recopiló la Fiscalía Novena Seccional de Armenia, que además puso su lupa sobre otra empleada del medio, Jenny Marcela Moreno, que acompañó a Beatriz Henao el 9 de septiembre, un día antes del asesinado, a una reunión con el ‘pagadiario’ en el sector de la Chec, zona de talleres y de venta de repuestos de motos en la capital.

Ella jura que es inocente, que solo estaba allí esperando a su compañera del área de suscripciones para que continuaran con su recorrido diario. Pero hoy es indagada y el rastreo avanza con el fin de determinar si participó en el delito como cómplice; sin embargo, todo apunta a que dice la verdad.

Esta novela negra le faltan muchas páginas para que llegue a su fin, pues la deuda está sin saldar. En total, los empleados del diario le debían a Muñoz Bernal 25 millones de pesos, lo que conduce a que se planteen muchos interrogantes.

¿Qué hacen los gobernantes por acabar con el delito de la usura?, ¿qué opciones les brindan a las personas de escasos recursos para acceder a préstamos con tazas de ley?, ¿por qué aumenta el sicariato en Colombia y en el Quindío?, ¿quién se tomó la justicia por su mano y mató a Henao León? La lista de preguntas es tan grande como la indignación que suscitó el caso.

¿Y qué pasa en el sur de la ciudad? El sonido de los disparos aún retumban en La Cecilia, un barrio estigmatizado pero de gente buena. Los vecinos del sector corrieron a auxiliar al prestamista, pero nada pudieron hacer para evitar que muriera víctima de una problemática que ‘gota a gota’ llena una amarga copa.

Sin medida de aseguramiento

2017-05-02-11.15.38-104x300

En audiencia pública realizada el pasado 4 de mayo, la Juez Segunda Penal Municipal con función de Control de Garantías no aceptó la solicitud de la medida de aseguramiento no privativa de libertad y restricción para salir del país  hecha por la fiscalía en contra de Mary Luz Camacho Torrente, quien fue imputada en cargos por los delitos de homicidio agravado en concurso con porte ilegal de armas de fuego en calidad de determinadora.

Entre tanto, contra Yenny Marcela Moreno Vargas, la otra dama imputada, la Fiscalía no ha solicitado la medida de aseguramiento, razón por lo cual las dos damas quedaron en libertad pero vinculadas al proceso.

El trabajo para la fiscalía ahora es descubrir quién asesinó a Beatriz Eugenia Henao León el pasado 18 de marzo, teniendo en cuenta que Héctor Bryan Arcila Solarte, alias Niño Lindo, compañero sentimental de la occisa, estaba en prisión ese día con medida de aseguramiento por otros delitos muy diferentes al asesinato del prestamista Arbey Muñoz Bernal del cual se le sindica y del cual aún no sido imputado.

Hasta ahora el caso ha generado dos asesinatos, el del prestamista Arbey Muñoz el pasado 10 de septiembre y el de quien ordenó su muerte, Beatriz Henao, el 18 de marzo.

Author: Eje Noticias Periódico

Compartir esta noticia en

Enviar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>